lunes, 28 de mayo de 2012

La espera

Participación en el proyectos de Adictos a la escritura del mes de mayo. Temática del mes: "La doble imágen". Compañera de imágen: Ichabod Kag




Era todo lo que ella siempre había soñado: joven, guapo, rebelde, independiente, con aquel punto de misterio y de peligro que percibía en su mirada cuando la estrechaba entre sus brazos.

Hacia muy poco tiempo que le conocía y ya sabía que estaba locamente enamorada de él. Nunca había tratado a otro muchacho como este e intuía que nunca habría nadie más que él, pero... no podía dejar de sentir aquel vacío tan extraño, como si algo no fuera del todo bien.

Cuando le pidió que se escaparan juntos para vivir su amor lejos de los que prohibían su relación, no supo que contestar. Con casi dieciséis años aún estaba muy apegada a sus padres. Para él era más sencillo, siendo huérfano desde niño le resultaba muy fácil despegarse de todo lo que le ataba a algún sitio, y eso era lo que más temía, que se fuera y no volviera a verlo. 

Decidieron encontrarse aquella tarde en el sendero del bosque, junto al río. Entonces decidiría que hacer, aunque sabía que nunca lo dejaría marchar solo.





Él había llegado temprano al lugar acordado, pero no le importaba esperar un poco más, ¿qué significaban unas horas cuando su búsqueda se había prolongado durante siglos?. 

Por fin, esa noche, antes de que ella cumpliera su decimosexto año humano, terminaría con la luz de aquel mundo. Era su venganza por aquel otro "Mesías" que hacía más de dos mil años le había humillado en la más vergonzosa de las derrotas. Ella ni siquiera podía comprender aún quien era, ni mucho menos quien era él. No conocía su verdadera apariencia, ni su verdadera naturaleza: era su mayor enemigo, su único enemigo; y él le había hecho creer que la amaba. Ahora jugaba con sus armas, los golpes le proporcionaron esta sabiduría.

Los humanos no podrían siquiera atisbar un detalle de esta realidad; aquella guerra eterna databa de los orígenes de los tiempos, era más antigua que las estrellas y más grande que cualquier universo.

Fotografía tomada de internet de libre uso.


lunes, 14 de mayo de 2012

EL VALOR DE LA UNIDAD

INDICE 

Primer apartado




PARTE I: HELIOS 

-Nos aproximamos al sol mi comandante. Es hora de activar los escudos electromagnéticos.

-De acuerdo piloto, empiece la cuenta atrás a mi señal... ¡Ahora!.

-Cinco, cuatro, tres, dos, uno... activado mi comandante. Todo en orden, seguimos adelante.

El Fénix prosiguió su viaje al centro del sol. Esta era su décima misión, un viaje de un año de ida y vuelta entre la base lunar y la estrella que mantenía la precaria vida en su hogar; aunque nadie de la tripulación de aquella nave vivía sobre la superficie; ese privilegio solo se concedía a la elite más poderosa.

Según el calendario antiguo es el verano del año 5011 y la raza Agir está buscando un nuevo hogar. El núcleo de Zem-met, conocida por los extintos humanos como Tierra, se está enfriando rápidamente y se especula con el tiempo que tardará en parar su rotación si el hierro líquido empieza a solidificarse.

viernes, 11 de mayo de 2012

Nosotros


Nosotros los ancianos,
que vivimos en los recuerdos de un pasado ilusorio.
Nosotros los jóvenes,
que vivimos en un presente de desesperanza
Nosotros los niños,
que prometemos un futuro de sueños felices

Y temo... por todos nosotros temo,
que muramos estáticos
exhaustos por nuestro egoismo.

Nosotros, los pobres
nosotros, los hambrientos
nosotros, los condenados
nosotros, todos nosotros...
¿hemos dejado de sentirnos?

No hay mejor enemigo
que aquel que conoce nuestras debilidades
No hay peor aliado
que aquel que nos dice: ¡Ve tú delante!

Si no hay fuerza superior al amor,
¿por qué seguimos odiando?
Si no hay destino para el hombre
¿por qué seguimos luchando?

Recordemos quienes somos
recordemos quienes nos trajeron hasta aquí
recordemos nuestra valía desnuda de pretensiones
recordemos y soñemos que el “alma” es eterna

Siempre hemos sido capaces de aniquilarnos,
pero seguimos siendo capaces,
hasta el último aliento,
DE SALVARNOS.

Fotografía tomada del blog Imágenes Inolvidables Faleroni
Autor:©Lazarov